Salud de los hombres

Cistitis por lo que ocurre en las mujeres.

Pin
Send
Share
Send
Send


La inflamación de la vejiga es un compañero frecuente y desagradable de la mitad femenina de la población. Las causas de la cistitis en las mujeres son muy diversas, conducen a la morbilidad frecuente y la aparición de complicaciones. Considere las causas más comunes de cistitis en mujeres.

Lo que provoca la cistitis.

La inflamación de este órgano se desarrolla debido a la ingestión de bacterias, virus, hongos e incluso a los parásitos más simples. Además, la cistitis en las mujeres puede ocurrir como resultado de la ingestión de cuerpos extraños, sustancias químicas y ciertos medicamentos en la vejiga.

La cistitis en las mujeres se desarrolla 10 veces más a menudo que en los hombres. Esto se debe al hecho de que la uretra femenina es mucho más corta que la masculina (4-5 cm versus 18-23 en los hombres) y más ancha en diámetro. Así que las bacterias y otros patógenos son mucho más fáciles de superar estos pocos centímetros y llegar a la vejiga.

Inmediatamente cerca de la uretra hay muchas más bacterias patógenas: después de todo, en las inmediaciones de la vagina y el ano. Esta es la razón principal por la cual la cistitis ocurre predominantemente en mujeres. Los hombres también sufren de esta enfermedad con más frecuencia en la vejez en el fondo de prostatitis o adenoma.

Causas de la cistitis intersticial

La cistitis intersticial es un síndrome en el que se desarrolla una inflamación de la vejiga sin el efecto preferencial de la infección. Esta cistitis, cuyas causas no están del todo claras hoy en día, se observa a menudo en las mujeres y mucho menos en los niños.

Como ya se mencionó, la causa de la cistitis no está del todo clara. Algunos de los requisitos previos para la aparición de dicha patología son los siguientes:

  • debilidad de la capa protectora del órgano mucoso,
  • Lesión infecciosa del órgano indicado por virus, bacterias,
  • estasis linfática
  • neuropatía
  • Violaciones del metabolismo del nitrógeno en el cuerpo.
  • influencia de factores de estrés
  • Actividad insuficiente de la esfera inmune.
  • ingestión de algunos productos tóxicos que pueden causar inflamación de la capa mucosa y muscular del órgano.

Los factores de riesgo para la inflamación intersticial de la vejiga son:

  • Inflamaciones ginecológicas y obstétricas,
  • colitis de tipo espástico
  • irritación constante del intestino grueso,
  • artritis reumatoide
  • asma
  • Diferentes reacciones a ciertos tipos de medicamentos.
  • algunas patologías autoinmunes (hoy en día no son susceptibles de una terapia adecuada y efectiva).

Posibles factores de riesgo.

Los factores de riesgo para la cistitis en niñas y mujeres son los siguientes:

  1. Inmunidad reducida. A su vez, causa hipotermia, enfermedades ginecológicas, infecciones de transmisión sexual, disminución de la respuesta inmunitaria antes de la aparición de la menstruación y otros problemas.
  2. Hipotermia Esta es la razón principal por la cual hay cistitis en el verano. Especialmente peligroso es el enfriamiento excesivo de la región pélvica, la cintura, las piernas.
  3. Cambios patológicos en las membranas mucosas de la vagina, uretra. Estas enfermedades a menudo se desarrollan en pacientes que reciben anticonceptivos orales, fenómenos inflamatorios en los órganos pélvicos de las mujeres.
  4. Estreñimiento Debido al aumento de la presión intraabdominal, los procesos inflamatorios y las enfermedades ocurren en los órganos urogenitales, en particular, la vejiga.
  5. Una de las razones más importantes por las que ocurre la patología es la falta de higiene. La recomendación principal para todas las mujeres durante la menstruación: las juntas y los tampones deben cambiarse con la mayor frecuencia posible. Debido al lavado inadecuado, las mujeres también desarrollan cistitis. Es por eso que en tales casos solo es necesario volver a lavarse. De lo contrario, el agente causante de la cistitis, Escherichia coli, ingresa a la vejiga desde el intestino.
  6. La falta de higiene durante las relaciones sexuales a menudo conduce a la inflamación del tracto urinario en las mujeres. No hay necesidad de alternar entre el sexo anal y el oral.
  7. El uso de ropa ajustada y no fisiológica es una causa común de la aparición de esta enfermedad, especialmente en las niñas. Usar cuerdas es peligroso: esta es la forma más correcta de desarrollar inflamación. Además, surge un problema similar para aquellos que a menudo les gusta usar jeans ajustados y ajustados.
  8. El abuso de los alimentos picantes, el alcohol conduce al hecho de que la membrana mucosa de los órganos urinarios está irritada. En combinación con hipotermia, se produce una infección de la burbuja y una enfermedad desagradable.
  9. Ubicación anormal de la uretra (por ejemplo, si se abre muy cerca de la vagina o dentro de ella).
  10. Sexo prolongado e intenso (con irritación de la abertura externa de la uretra), desfloración. Por razones de este tipo incluyen el cambio de pareja sexual.
  11. El desbordamiento de la vejiga como resultado de retrasos urinarios es la causa de la cistitis, lo que hace que pierda gradualmente su elasticidad. Lo mismo puede decirse acerca de la micción frecuente como resultado del estrés.

Estas causas de la cistitis son específicas de las mujeres. Pueden prevenir esta peligrosa enfermedad manteniendo la higiene y una nutrición adecuada.

Causas en mujeres embarazadas.

Las mujeres embarazadas tienen muchas más probabilidades de sufrir esta enfermedad. La causa más común de infección del tracto urinario es la ingestión de Escherichia coli en ellos. Durante el embarazo, la posición de la vejiga y otros órganos cambia, lo que conduce a la inflamación.

En las primeras etapas, la causa de la cistitis es la depresión del sistema inmunológico y los cambios en el equilibrio de las hormonas. Y como el sistema inmunológico está debilitado, no puede superar la actividad patógena de algunos microorganismos, incluidos los que ingresan en la cavidad del órgano.

En períodos posteriores, la inflamación puede ocurrir debido al aumento de la presión del útero y otros órganos en la vejiga. Debido a esto, su volumen disminuye gradualmente, por lo que a menudo se llena de gente. Y esta es una de las principales causas de inflamación.

Muy raramente, tal inflamación se desarrolla en personas que sufren de mayor sensibilidad alérgica. Debido al embarazo, la sensibilidad y la susceptibilidad a ciertas sustancias y componentes de los alimentos varía. E incluso los productos habituales pueden causar que las mujeres aumenten las reacciones alérgicas.

Causas de la inflamación en las niñas.

A menudo, la inflamación de las niñas puede desarrollarse debido a la aparición de la menstruación. Esto se debe a cambios en la microflora de la vagina. Los microorganismos patógenos ingresan fácilmente a la vejiga a través de la uretra corta, causando cambios patológicos en estos órganos.

Contribuye a la inflamación del incumplimiento de las normas de higiene. Las niñas antes del comienzo de la menstruación deben tener especial cuidado en controlar la salud y la limpieza de los órganos genitales externos. Prohíbe la actividad física excesivamente activa, ya que puede conducir a un aumento en la intensidad de los eventos inflamatorios. Como regla general, las niñas en el período de la menstruación es mejor abandonar la educación física. Debe lavarse al menos 2 veces al día.

Principales síntomas y terapia para la cistitis.

Se caracteriza por un aumento significativo en la micción, que se une con un dolor agudo y fiebre. Más a menudo, el dolor se localiza en el perineo y la pelvis pequeña. Al final de la micción, se libera una pequeña cantidad de sangre. Cuanto más fuerte es la inflamación, más intensos son los síntomas. Las formas graves de esta enfermedad hacen que una persona orine cada 15 a 20 minutos. A veces sucede de noche, lo que perjudica la calidad del sueño.

La inflamación de la vejiga es causada por muchas variedades de bacterias. Debido a esta razón, el tratamiento de la cistitis puede ser difícil.

La terapia de patología debe incluir tales medidas:

  1. Reposo en cama (debe ser de al menos unos días).
  2. El cumplimiento de una dieta con la excepción de los alimentos picantes y salados y el régimen de consumo adecuado. Es necesario enriquecer su dieta con cereales, sopas, verduras.
  3. Si una mujer tiene cistitis aguda, los síntomas pueden aliviarse con una almohadilla térmica. Debe aplicarse en la parte inferior del abdomen. El calor ayuda a expandir los uréteres, relaja la uretra. Por la misma razón, los baños tibios sedentarios son beneficiosos.
  4. Es imprescindible abandonar el sexo durante el período de tratamiento.
  5. En las mujeres, el tratamiento se basa en una terapia antibacteriana y medidas dirigidas a normalizar la microflora de la vagina y los intestinos. Es necesario usar solo los medicamentos que le haya recetado un médico.

Sujeto a tratamiento de higiene de esta enfermedad rara vez dura más de 5 días.

Sin embargo, no debe llevarlo a los pulmones y descuidar todas las recomendaciones del médico. De lo contrario, una enfermedad aguda tiene todas las posibilidades de convertirse en crónica.

La cistitis se caracteriza por síntomas específicos, cuyas causas en las mujeres son muy diversas. La mayoría de ellos depende de la estructura anatómica de los órganos genitales y urinarios. El sobreenfriamiento, la actividad física excesiva, el incumplimiento de las normas de higiene son mucho más fuertes. Un estilo de vida saludable, la ausencia de malos hábitos y la higiene sexual son factores fundamentales que pueden prevenir el desarrollo de la enfermedad.

Con cistitis - ¿con qué médico contactar?

La cistitis es bastante dolorosa, con micción frecuente, ardor y dolor agudo después del vaciado, con una sensación constante de hacinamiento en la vejiga, baja temperatura corporal, a veces incluso con una mezcla de sangre y moco en la orina. Si una mujer tiene los síntomas enumerados, ¿a qué médico debe acudir?

Para las mujeres con cistitis, para aclarar el diagnóstico, primero es necesario consultar a un urólogo, ya que este médico está involucrado en el diagnóstico y el tratamiento de la cistitis, para el examen es necesario pasar una prueba de orina: análisis general, para la inoculación de bacterias según Nechyporenko, un ultrasonido de la vejiga y un examen citoscópico.

Además, definitivamente debe visitar al ginecólogo, ya que a menudo la cistitis puede ser causada no solo por bacterias banales, sino también combinada con infecciones de transmisión sexual, por lo tanto, también es necesario realizar un examen ginecológico y un examen de frotis para el estudio de la microflora vaginal. En mujeres con cistitis, el tratamiento incluye antibióticos y urosépticos, a veces las instilaciones de la vejiga y la fisioterapia pueden ser recetadas por un médico.

Causas de la cistitis en mujeres

La causa más común de cistitis en las mujeres son los agentes infecciosos, ya que la ubicación cercana de la vagina, el ano y una uretra corta y bastante ancha tienen el potencial de penetrar diversos microorganismos patógenos en la vejiga a lo largo de las vías ascendentes. Sin embargo, hay otras formas en que las bacterias ingresan al sistema urinario:

  • camino ascendente - uretral, es decir, desde la uretra
  • Camino descendente, por el contrario, desde el tracto urinario superior.
  • Linfogénico - de otros órganos de la pelvis pequeña.
  • hematógeno - una forma rara de infección de órganos distantes.

Cuando una mujer desarrolla síntomas de cistitis, no se automedique, ya que hay un gran número de causas de cistitis, patógenos y, para un tratamiento adecuado y exitoso, primero debe determinarlos, aclarar su sensibilidad a los antimicrobianos y solo luego realizar un tratamiento integral según lo prescrito por un médico.

La cistitis en las mujeres es muy rara vez un proceso aislado cuando la higiene, el estreñimiento, el resfriado común, el abuso de comidas picantes o el alcohol, el uso de correas, los cambios de pareja, el raro vaciado de la vejiga, etc., causan la reproducción de bacterias patógenas banales. En el 80% de estos son E. coli, en el 15% de estafilococos, el 5% de otras bacterias, como Pseudomonas aeruginosa, Klebsiella, Proteus.

  • En la mayoría de los casos, la cistitis se produce en el contexto de procesos inflamatorios en la vagina o en enfermedades de los órganos genitales femeninos, como vaginosis bacteriana, aftas, enfermedades de transmisión sexual (gonorrea, micoplasmosis, clamidia, ureaplasmosis), en ocasiones la cistitis se acompaña de tuberculosis genital femenina. Muchas infecciones latentes y la tuberculosis durante mucho tiempo son asintomáticas, imperceptibles, la mujer solo ocasionalmente experimenta algunas molestias, fiebre baja, debilidad, no visita al médico y no va a los centros de diagnóstico para investigar la causa de las enfermedades leves.
  • La pielonefritis, los cálculos en la vejiga y la congestión urinaria con divertículos se pueden atribuir a factores de provocación adicionales en el desarrollo de la cistitis.
  • Muy a menudo, la cistitis ocurre en mujeres embarazadas, esto se debe a un cambio en la microflora de la vagina y del tracto urológico, bajo la influencia de la reorganización endocrina y hemodinámica en el cuerpo de una mujer embarazada.
  • Si una mujer tiene diabetes mellitus, manifestaciones frecuentes de reacciones alérgicas, está expuesta a efectos tóxicos constantes o trata el cáncer con radioterapia; estos también son factores de riesgo para el desarrollo de cistitis.
  • A veces, después de realizar procedimientos quirúrgicos, operaciones, exámenes endoscópicos, se produce lesión de la membrana mucosa, que contribuye al desarrollo de la cistitis en las mujeres.
  • Los síntomas de cistitis también ocurren durante la menopausia, ya que durante la menopausia, los cambios atróficos en el cuerpo y la falta de estrógeno también afectan el tracto urogenital.

Además de la cistitis aguda, muchas mujeres sufren un proceso inflamatorio crónico en el fondo de cualquiera de las infecciones lentas mencionadas anteriormente, o la cistitis crónica en las mujeres se asocia con el prolapso del útero, la vagina.

Síntomas de cistitis en mujeres.

Después de factores provocativos, como una lesión, un resfriado, después de una relación sexual sin protección, una enfermedad infecciosa, etc., puede ocurrir una cistitis aguda en las mujeres, que siempre comienza de manera muy repentina, repentina:

  • Disuria: micción frecuente, corte de la vejiga, ardor y dolor en la uretra, el deseo constante de vaciar la vejiga.
  • Antes de orinar, una mujer generalmente tiene que hacer un esfuerzo para empujar. La frecuencia de urgencia es tan alta que una mujer tiene que ir al baño cada 15 minutos, a veces se produce incontinencia urinaria involuntaria.
  • Nocturia: predominio del deseo nocturno de vaciar la vejiga.
  • El dolor generalmente acompaña el comienzo y el final del proceso de micción. Fuera del proceso de vaciado, el dolor se localiza solo en la parte púbica y el perineo. La intensidad del dolor puede ser diferente, desde una ligera incomodidad hasta un corte insoportable y fuerte.
  • Casi siempre con cistitis en las mujeres, la orina es turbia, purulenta.
  • En la cistitis aguda, la temperatura puede elevarse a 38 ° C, respectivamente, hay una debilidad, un deterioro en el bienestar general.
  • Muy a menudo, después del primer proceso agudo, se producen recidivas de la enfermedad, si un mes después del tratamiento se desarrolla nuevamente una cistitis aguda, por lo tanto, indica que la infección persiste.
  • En la cistitis crónica en una mujer, los síntomas y el tratamiento de la enfermedad son idénticos, solo es posible que el dolor y la frecuencia de las ganas de orinar no sean tan pronunciados. Durante la exacerbación de un proceso crónico, es posible un cuadro clínico de cistitis aguda, y durante la remisión, ni los datos de laboratorio ni los síntomas indican un proceso inflamatorio.

Tratamiento de la cistitis en mujeres.

Para el tratamiento de la cistitis aguda y crónica en mujeres, se debe consultar a un ginecólogo y un urólogo al mismo tiempo. Por lo general, en caso de cistitis aguda, con una terapia adecuada, la cura se produce en solo una semana.

Si se confirma la naturaleza infecciosa de la aparición de cistitis en una mujer, el tratamiento es obligatorio dirigido a la destrucción de microorganismos patógenos con agentes antimicrobianos, antibióticos, a los que los agentes causales son sensibles:

  • Recientemente, las fluoroquinolonas, como la ciprofloxacina (Cyfran, Ciprolet A), norfloxacina (Nolicin, Normax), fosfomicina (Monural), nitrofuranos (Furadonin), se usan ampliamente para tratar la cistitis en las mujeres. Estos medicamentos para el tratamiento de la cistitis en mujeres tienen efectos secundarios y tienen varias contraindicaciones, por lo que su uso solo es posible con receta médica.
  • Si el análisis revela una microflora específica, el tratamiento incluye posibles agentes antivirales, antimicóticos o antimicrobianos.
  • Para dolores severos, se recetan antiespasmódicos - No-Shpa, Papaverin o medicamentos antiinflamatorios no esteroideos - Diclofenac, Nimesil.
  • Si no hay reacciones alérgicas a las hierbas medicinales, puede usar varias opciones para el té de hierbas: hojas de lingonberry, cola de caballo, gayuba. Es mejor utilizar hierbas no envasadas, pero en forma de recolección, preparar en polvo e insistir en ellas como cualquier otra cocción común de hierbas medicinales.
  • Monural: un antibiótico de amplio espectro, un agente antiurético, que es un remedio eficaz para la cistitis, es una dosis única de este medicamento.
  • Существует также масса готовых таблетированных лекарственных средств растительного происхождения, которые используются как вспомогательные при затихании острого воспалительного процесса, их следует употреблять длительное время, для более стойкого эффекта — Цистон, Канефрон, Фитолизин. Также многим помогает клюква, клюквенный морс при цистите или таблетированная форма препарата, содержащего экстракт клюквы — Монурель.
  • En el tratamiento de la cistitis, las mujeres deben aumentar la cantidad diaria de líquido consumido, para la rápida eliminación de toxinas del cuerpo, también debe seguir la dieta de leche y vegetales.

Prevención de la cistitis - Consejos para mujeres

  • La cistitis por desfloración y la infección transitoria del tracto urinario asociada con la vida sexual ocurren con frecuentes cambios de pareja, si el hombre no observa higiene y no usa condones durante las relaciones sexuales.
  • La higiene personal es la clave para que la cistitis bacteriana no se repita. Use productos de higiene íntimos con un equilibrio ácido-base neutro.
  • Controle la plenitud y el vaciado oportuno de la vejiga, no permita el estancamiento de la orina a largo plazo.
  • La hipotermia, especialmente los pies mojados en clima frío, provocan exacerbación.
  • Beba al menos 2 litros de agua, jugos frescos o jugo de arándanos al día.
  • No use pantalón corto, si tiene cistitis crónica, cuando use esta ropa interior, E. coli se introduce en la uretra con mucha facilidad. Y además, no use ropa demasiado apretada, los jeans, interrumpen la circulación normal en la región pélvica.
  • El estreñimiento también provoca recaídas de cistitis, trate de incluir albaricoques secos, ciruelas, col fresca y otras frutas y verduras en su dieta diaria.

Principales causas Clasificación Síntomas y Diagnóstico Tratamiento.

Todas las mujeres al menos una vez en su vida experimentaron síntomas de cistitis: dificultad para orinar con dolor y dolor en la parte inferior del abdomen. Sin embargo, muchos simplemente no consideran necesario buscar la ayuda de un especialista, y están comprometidos con el autotratamiento. ¡Esto es absolutamente incorrecto! Después de todo, la automedicación lleva al desarrollo de un proceso crónico, del cual es muy difícil deshacerse de él. Es por eso que la atención médica es simplemente necesaria cuando aparecen los signos de esta enfermedad. Para diagnosticar y prescribir correctamente un tratamiento eficaz, el médico debe establecer las causas de la cistitis.

La cistitis es una inflamación aguda o crónica de la membrana mucosa de la vejiga, generalmente de origen infeccioso. Los agentes causales de la enfermedad son:

Bacterias, virus, hongos.

Esta patología afecta principalmente a mujeres en edad fértil de veinte a cuarenta años. A la edad de cuatro a doce años, la cistitis se presenta en las niñas con una frecuencia tres veces mayor que en los niños de la misma edad. Muy a menudo, la cistitis en las mujeres se vuelve crónica y ocurre con exacerbaciones frecuentes.

Las principales causas de cistitis en mujeres.

La hipotermia es la causa más común de cistitis en las mujeres. Muchas chicas usan minifaldas durante la temporada de frío, y en el calor, a todos les gusta relajarse cerca del aire acondicionado. La hipotermia reduce la resistencia del cuerpo, contribuyendo así a la proliferación de microbios en el cuerpo de una mujer. En este caso, no importa si alguna parte del cuerpo está congelada o si todo el cuerpo está congelado. Por lo tanto, es necesario asegurarse de que el cuerpo no esté sobreenfriado. Características anatómicas de la uretra femenina: es corta y ancha, y características topográficas: la proximidad de la vagina, el ano, la uretra, facilitan la penetración ascendente de microorganismos patógenos en la vejiga.

La infección también puede ingresar a la vejiga de manera descendente desde los órganos superiores del sistema urinario, linfogénicos desde los órganos de la pelvis pequeña y hematógenos desde órganos distantes.

La uretra es la principal vía de infección. Entonces, desde la vagina, las infecciones genitales pueden penetrar en la vejiga y llevar al desarrollo de cistitis. En otras palabras, la cistitis a menudo se produce como resultado de:

Disbiosis o inflamación vaginal con desarrollo de obesidad, inflamación del cuello uterino con desarrollo de cervicitis, inflamación de la uretra con desarrollo de uretritis, inflamación de los órganos genitales con desarrollo de parametritis, candidiasis.

Entre las bacterias, la mayoría de las veces la cistitis es causada por estafilococos, estreptococos, E. coli y algunos otros miembros de la familia de las enterobacterias. Pasan a través de la uretra a la vejiga desde la vagina de la mujer.

Los agentes patógenos pueden ingresar a la vejiga mediante frotis, cateterización o realizando otras intervenciones médicas. La pielonefritis y la tuberculosis renal crónica son causas comunes de enfermedades como la cistitis. Inflamación específica de la vejiga causada por micoplasmas, ureaplasmas, clamidia, trichomonas, así como patógenos de infecciones de transmisión sexual. La cistitis puede desarrollarse después de perder la virginidad. También se le llama "cistitis de luna de miel". Esto se explica por el hecho de que durante la primera relación sexual la mucosa uretral puede lesionarse y pueden producirse violaciones en la microflora vaginal. Con el cambio climático, el cuerpo experimenta estrés y es incapaz de resistir las infecciones. Un fallo en el sistema nervioso también afecta a todo el cuerpo, su resistencia disminuye. La causa de la cistitis en la edad adulta es la falta de estrógeno. Esto conduce a una violación de la motilidad de la vejiga y la incontinencia. Con el menor desprecio por la higiene personal, las bacterias ingresan a la vejiga y causan cistitis. Al elegir productos de higiene íntimos, debe saber que los alérgenos también pueden causar el desarrollo de cistitis. Los jeans ajustados suelen ser la causa de la cistitis en las mujeres.

Atención: los urólogos europeos han demostrado que una mujer que llevaba pantalones vaqueros al menos de un tamaño más pequeño que el que necesitaba, desarrolló una cistitis, y el uso de pantalones vaqueros de dos tamaños más pequeños garantiza el desarrollo de una enfermedad ginecológica.

Un estilo de vida sedentario conduce a una cistitis debido a una alteración de la circulación sanguínea en la pared de la vejiga.

Factores provocadores

La aparición inicial o exacerbación periódica de la cistitis en mujeres se asocia con:

hipotermia, frío, inicio de la actividad sexual, cambio frecuente de parejas sexuales, abuso de comida picante, consumo abundante de alcohol, ropa ajustada, pielonefritis, piedras y cuerpos extraños en la vejiga, congestión urinaria durante el estrechamiento o divertículos uretrales, menstruación, estreñimiento.

Hipotermia - la principal causa de cistitis

Los factores provocadores de la cistitis en las mujeres son muy diversos. ¿Y qué causa la cistitis en las niñas? Las razones de esta patología en las niñas son las siguientes: mala higiene de los genitales y la llamada vejiga neurogénica. En mujeres embarazadas, la cistitis generalmente es causada por cambios hemodinámicos y endocrinos en el cuerpo, así como un desequilibrio en la microflora vaginal.

A veces provocan cistitis:

Sesiones de radioterapia para tratar tumores pélvicos, alergias, efectos tóxicos, trastornos metabólicos, como diabetes, menopausia, cirugía endoscópica y otros procedimientos médicos que traumatizan la mucosa de la vejiga, el prolapso del útero o la vagina.

¿Por qué es la cistitis después del sexo?

La cistitis después de las relaciones sexuales merece una atención especial porque es familiar para muchas mujeres sexualmente activas de primera mano. Los primeros signos de la enfermedad aparecen inmediatamente después del coito o durante los dos primeros días.

La cistitis poscoital también se conoce como "síndrome de luna de miel". Esta enfermedad se conocía en el momento en que se casaban niñas inocentes, e inmediatamente después de la primera noche de bodas aparecieron síntomas tan desagradables como dolor y dolor durante la micción y otros.

Las causas de la cistitis en mujeres después de tener relaciones sexuales son:

Anomalía urogenital con desplazamiento o movilidad aumentada de la abertura externa de la uretra dentro de la vagina. Al mismo tiempo, la uretra se irrita fácilmente durante las relaciones sexuales, la membrana mucosa se lesiona, las fuerzas protectoras de su epitelio se reducen y las bacterias entran libremente en la vejiga, causando su inflamación. Las bacterias afectan la mucosa de la vejiga en ausencia de higiene antes y después de las relaciones sexuales, así como la alternancia del sexo vaginal con anal. En este caso, E. coli es un patógeno peligroso. Las relaciones sexuales prolongadas con falta de lubricación y órganos genitales secos pueden dañar la mucosa uretral. Las bacterias de la piel y la membrana mucosa del pene durante el coito se mezclan con microorganismos en la vagina, lo que hace que ambos penetren en la uretra y luego en la vejiga de la mujer, lo que provoca que se inflame. Con un uso frecuente como diafragma o espermicida anticonceptivo, la composición normal del moco cerca de la abertura externa de la uretra y la entrada a la vagina se altera, lo que también conduce al desarrollo de la enfermedad. De gran importancia en el desarrollo de la cistitis son las enfermedades de transmisión sexual. En presencia de un patógeno en una pareja, la infección penetra fácilmente en el cuerpo de la mujer.

Clasificación de la cistitis

Infeccioso: bacteriano, viral, otro, no infeccioso: radiación, alérgico, químico, medicinal, tóxico.

Por tipo de patógeno patógeno:

específico: ureaplasma, micoplasma, clamidia, gonorrea, inespecífico: estreptocócico, estafilocócico, causado por la flora oportunista.

Según la prevalencia del proceso inflamatorio, la cistitis es difusa o total y limitada o focal.

Por el tipo de flujo, la cistitis se divide en aguda y crónica, primaria o auto-surgida y secundaria, que se desarrolla en el contexto de enfermedades urológicas.

Síntomas y diagnósticos.

¿Qué causa la cistitis y cómo se manifiesta? Hay muchas razones: cada una de ellas o en combinación entre sí provoca el desarrollo de la enfermedad. Pero los síntomas de la patología son muy característicos y específicos.

Las principales manifestaciones clínicas de la cistitis son:

micción dolorosa, micción frecuente, sensación de ardor residual y dolor, dolor en el área pélvica y abdomen inferior, sensación de vaciado incompleto de la vejiga, fiebre hasta valores de subfibrillas, presencia de moco y sangre en la orina.

Dolor abdominal - una de las manifestaciones de la cistitis.

No es difícil diagnosticar la cistitis por los signos clínicos característicos y de acuerdo con los resultados de estudios adicionales: análisis general de orina, análisis de orina según Nechyporenko, bacilo urinario, examen ginecólogo, microflora vaginal, ultrasonido de vejiga, cistoscopia.

La cistitis en las mujeres es tratada por un ginecólogo y un urólogo. Es posible detener la fase aguda de la enfermedad en cinco a siete días. Para ello, utilice antibióticos del grupo de fluoroquinolonas, fosfomicina, nitrofuranos, cefalosporinas.

Para aliviar el dolor, se recetan medicamentos antiinflamatorios no esteroides y antiespasmódicos.

Consejo: puede complementar el tratamiento principal con infusiones de hierbas y preparaciones farmacológicas a base de hierbas: kanephron o fitolisina.

Adherencia recomendada a la dieta láctea con un aumento de la carga de agua.

En los casos de cistitis recurrentes, se indican instilaciones de vejiga, UHF, iontoforesis intravesical, terapia con láser magnético y otros métodos de tratamiento fisioterapéuticos.

La cistitis es una enfermedad bastante común que los médicos a menudo tratan. Por cierto, según estudios estadísticos, el sexo justo es más susceptible a esta dolencia. Es bastante natural preguntar qué causa la cistitis en las mujeres y qué factores pueden causar la enfermedad. Y los pacientes están interesados ​​en los métodos de diagnóstico y tratamiento ofrecidos por la medicina moderna.

¿Qué es la cistitis?

Antes de considerar la pregunta de por qué a menudo ocurre la cistitis en las mujeres, vale la pena averiguar qué es la enfermedad. La cistitis es una enfermedad que se acompaña de un proceso inflamatorio en las paredes de la vejiga.

Se cree que este es un tipo de "enfermedad femenina". Naturalmente, los hombres están sujetos a este tipo de enfermedad, pero el 80% de los pacientes con este diagnóstico son mujeres que tienen entre 20 y 40 años de edad. ¿Qué causa la cistitis en las mujeres y por qué son tan susceptibles a la enfermedad? Aquí las características de la anatomía femenina son importantes, ya que el ano y la vagina están ubicados muy cerca de la uretra, y el canal en sí es más ancho y no es tan largo como en los hombres, debido a que la infección del exterior ingresa a los órganos urogenitales con mayor frecuencia.

¿Por qué hay cistitis en las mujeres? Las principales causas de la enfermedad.

Muchos pacientes se enfrentan a este diagnóstico. Pero antes de considerar los métodos de tratamiento, vale la pena saber qué causa la cistitis en las mujeres. En la mayoría de los casos, la inflamación se desarrolla en el contexto de la actividad de una infección bacteriana. Los microorganismos patógenos pueden penetrar en los tejidos del sistema reproductor desde el entorno externo y pueden diseminarse desde otros focos de inflamación.

De hecho, hay una gran cantidad de factores que pueden provocar un proceso inflamatorio en la vejiga:

Enfermedades infecciosas previamente transmitidas con un curso crónico o agudo. Esto puede ser salpingitis, pielonefritis, uretritis, anexitis, enfermedades de transmisión sexual, las características anatómicas del sistema urogenital femenino, por ejemplo, estenosis, enfermedades oncológicas que también pueden interferir con la excreción normal de orina, lo que hace que se estanque, lo que, en consecuencia, crea condiciones ideales para la reproducción de bacterias. del organismo. Disminución de la actividad inmunológica, incluso durante el embarazo. Trabajo de "cosido", como en una situación de este tipo a menudo se observa un estancamiento de la orina y otros líquidos en la pelvis. La presencia de xp Focos onicos de infección, incluyendo, por ejemplo, caries, amigdalitis crónica y rinitis. Diabetes por azúcar, que afecta al sistema inmunológico. Estrés constante y sobrecarga nerviosa (que afectan el estado del sistema inmunitario). Tomar medicamentos que deprimen la actividad del sistema inmunológico. Incumplimiento de las normas de higiene íntimas. Falta crónica de sueño, dieta poco saludable, edad avanzada, debut sexual temprano, cambio frecuente de pareja, lesiones en los genitales y la espalda baja.

Es muy importante saber qué causa la cistitis en las mujeres. El tratamiento, de hecho, en la mayoría de los casos depende de la causa original. Es por eso que un diagnóstico completo es tan importante.

Clasificación: ¿Qué tipos de enfermedades existen?

En la medicina moderna, hay varios esquemas de clasificación para esta enfermedad. Entonces, ¿qué es la cistitis en las mujeres? Dependiendo de las razones, distinguen:

Cistitis infecciosa causada por la actividad de hongos patógenos, bacterias y virus. La inflamación no infecciosa puede ser provocada por una reacción alérgica, medicamentos o toxinas que ingresan al cuerpo, radioterapia.

Dependiendo del tipo de infección, la cistitis se divide en:

Específico, que es causado por la infiltración de agentes causantes de clamidia, gonorrea, ureaplasmosis. La cistitis inespecífica es causada por la activación de la microflora condicionalmente patógena del cuerpo de una mujer, por ejemplo, E. coli, estafilococos, estreptococos.

Dependiendo del curso, se distingue una forma aguda y crónica de la enfermedad. La cistitis puede ser primaria o secundaria (ocurre como una complicación de otra enfermedad).

Los principales síntomas de la enfermedad.

Ahora sabes qué causa la cistitis en las mujeres. Pero, por supuesto, debe familiarizarse con sus síntomas principales, ya que cuanto antes note las señales y consulte a un médico, más fácil será el proceso de tratamiento.

Las formas agudas de la enfermedad tienen un cuadro clínico muy característico. Uno de los síntomas más comunes incluye micción frecuente (a veces cada 10-15 minutos). Al mismo tiempo, no se excreta mucha orina, y el proceso de micción se acompaña de dolor agudo y intenso. Muchas mujeres se quejan de dolor en el área suprapúbica: puede ocurrir durante la micción o estar constantemente presente.

La orina usualmente se vuelve turbia. A menudo, en ella se pueden ver copos blancos, impurezas de pus o incluso sangre. Algunos pacientes tienen dolor en la espalda baja (esto, como regla general, indica la propagación del proceso inflamatorio a los riñones). También hay síntomas del proceso inflamatorio, en particular fiebre, escalofríos, debilidad y fatiga, dolores corporales.

Metodos de diagnostico modernos

Si hay síntomas, asegúrese de consultar a un especialista. Para empezar, el médico recoge la anamnesis. A los pacientes se les muestra un examen ginecológico, así como una consulta sobre un terapeuta y un urólogo. El diagnóstico incluye varias pruebas de laboratorio, en particular, un frotis vaginal para la determinación de la microflora. También debe tomar muestras de sangre y orina, para poder detectar la presencia de un proceso inflamatorio en el cuerpo.

Se requiere la siembra bacteriológica para aislar el patógeno y probar su sensibilidad a los agentes antibacterianos. A continuación, un examen de ultrasonido de los órganos pélvicos. A veces, los médicos también recetan cistoscopia (que permite evaluar el estado de la vejiga desde adentro) y la urografía.

¿Cómo se trata la cistitis? Terapia de drogas

En el proceso de diagnóstico es muy importante determinar a partir de qué es la cistitis en las mujeres. Лечение напрямую зависит от причины развития воспалительного процесса и общего состояния организма пациентки.

Терапия в данном случае обязательно должна быть комплексной. Если цистит вызван активностью бактериальных микроорганизмов (что происходит в 80% случаев), то пациентке назначают антибактериальные средства. Se da preferencia a las penicilinas protegidas, así como a las cefalosporinas de segunda y tercera generación, que son Monural, Azithromycin, Ciprofloxacin.

Urosépticos, en particular, Furagin, Canephron, necesariamente se incluyen en el régimen de tratamiento. La cistitis a menudo usa medicamentos antiinflamatorios no esteroideos, por ejemplo, ibuprofeno, ibufen, nurofeno, paracetamol. A veces se usa "No-shpa" para aliviar la condición del paciente, aliviando el espasmo de los músculos lisos. Como los antibióticos afectan negativamente a la microflora beneficiosa, por lo tanto, los probióticos se utilizan para protegerla, y en particular, Bifiform, Linex y Acipol.

Otros tratamientos y recomendaciones útiles.

En algunos casos, junto con la terapia conservadora, las mujeres también recomiendan procedimientos térmicos. Se recomienda rechazar alimentos salados y picantes, especias, chocolate y café en el momento del tratamiento. También es importante beber muchos líquidos para mantener el equilibrio del agua.

La fisioterapia se utiliza generalmente en el tratamiento de las formas crónicas de la cistitis. Y en tales casos, aplicaciones efectivas de lodo, procedimientos UHF, electroforesis con el uso de drogas, iontoforesis (usando antisépticos y nitrofuranos).

Posibles complicaciones de la enfermedad.

Ahora sabes qué causa la cistitis en mujeres (con sangre). El tratamiento en la mayoría de los casos va bien. Se desarrollan complicaciones en el caso de que la terapia se realizó de forma incorrecta o estuvo completamente ausente.

La infección se puede diseminar a otros tejidos, en particular, a la capa muscular de la vejiga, esta forma de cistitis es mucho más difícil de tratar. El proceso inflamatorio a menudo se traslada a otros órganos del sistema genitourinario, causando el desarrollo de nefritis y otras enfermedades. Las complicaciones más peligrosas incluyen la rotura de vejiga con peritonitis posterior; afortunadamente, esto se registra muy raramente en la medicina moderna.

¿Por qué hay cistitis en las mujeres después del sexo?

Muy a menudo, la inflamación de la vejiga se desarrolla en las mujeres después del acto sexual. En las personas, este fenómeno incluso tiene su propio nombre: "síndrome de luna de miel". A menudo, la cistitis se desarrolla inmediatamente después de la primera experiencia sexual, a medida que cambia la microflora habitual de la vagina.

¿Por qué es frecuente la cistitis en las mujeres después del sexo? De hecho, puede haber muchas razones. Por ejemplo, no todas las parejas se adhieren a las reglas de higiene antes y después del coito (esto se aplica no solo a las mujeres, sino también a los hombres). La infección de los tejidos puede ocurrir debido a la falla de los condones. Las relaciones sexuales prolongadas, especialmente en ausencia de una cantidad suficiente de lubricante, dañan la membrana mucosa de la vagina, lo que crea excelentes condiciones para la reproducción de microorganismos patógenos y su migración a través del sistema urogenital. Los factores de riesgo también deben incluir el uso de esos anticonceptivos que cambian la composición normal del flujo vaginal.

¿Es apropiado el tratamiento en casa?

Hoy en día, muchos pacientes están interesados ​​en la pregunta de qué es la cistitis en las mujeres y cómo tratarla en el hogar. Hasta la fecha, hay una gran cantidad de recetas populares, pero vale la pena entender que cualquier medio puede usarse solo después de consultar a un médico. El uso inepto de recetas caseras puede llevar a muchas consecuencias desagradables y peligrosas.

Muy a menudo, recomiendan procedimientos térmicos que ayudan a aliviar el dolor. Por ejemplo, puede colocar una almohadilla térmica en la parte inferior del abdomen o preparar un baño de asiento a partir de una decocción de plantas medicinales (salvia, flores de manzanilla, giros de hierba). El té de la corteza de la ceniza de montaña roja se considera útil (100 g de corteza deben hervirse en un litro de agua).

La equinácea puede ser útil. En sí misma, esta herramienta no puede curar la cistitis, pero la tintura de esta planta estimula la actividad del sistema inmunológico, lo que acelera el proceso de tratamiento.

Prevención de la cistitis: recomendaciones útiles para las mujeres.

Ahora sabes qué es la cistitis en las mujeres y cómo tratarla. Pero, usted ve, es mucho más fácil prevenir el desarrollo de la enfermedad que someterse a terapia y hacer frente a las consecuencias. No existe un profiláctico específico, pero se aconseja a las mujeres que cumplan ciertas reglas.

Se sabe que las infecciones a menudo son causadas por la inflamación, razón por la cual se recomienda a los pacientes que cumplan con las normas de higiene personal, que se nieguen a usar pantalones cortos - cuerdas y cualquier ropa interior demasiado apretada. Es muy importante usar condones durante las relaciones sexuales. Debes evitar la hipotermia y vestirte para el clima. Y a las mujeres se les recomienda seguir las reglas de higiene y someterse a exámenes médicos planificados.

Casi todas las mujeres al menos una vez en su vida experimentaron molestias y ardor al orinar, pero a menudo estos síntomas a menudo se ignoran y desaparecen después de un cierto tiempo sin tratamiento.

En ciertos casos, estos signos de advertencia indican la aparición de inflamación en la vejiga, es decir, cistitis. Por la naturaleza del curso, se clasifica en cistitis aguda (que ocurre en la fase aguda con la manifestación de síntomas típicos) y crónica (que ocurre en forma latente o recurrente).

El tratamiento eficaz de la cistitis en las mujeres debe ser rápido y complejo para prevenir complicaciones.

La cistitis es una inflamación de la vejiga. En la mayoría de los casos, la causa de la enfermedad es una infección que reside en el cuerpo de la mujer. Como regla general, los principales agentes causales son las bacterias E. coli y Staphylococcus. Estas bacterias ingresan a la vejiga desde la piel o el recto a través de la uretra.

Las causas de la cistitis en las mujeres son muy diversas, por lo que destacamos las principales:

  • gestación y parto,
  • infección genital,
  • estancamiento de la orina en la vejiga,
  • avitaminosis y nutrición desequilibrada,
  • trastornos hormonales,
  • el incumplimiento de las normas de higiene íntima,
  • hipotermia significativa
  • Operaciones en el cuello uterino y en los órganos urinarios.

Se cree que la hipotermia sirve como desencadenante del desarrollo de la cistitis, ya que debilita la inmunidad del cuerpo y contribuye a la reproducción de virus y bacterias en él.

Esta infección de la vejiga crea muchos síntomas desagradables, lo que hace que la mujer se preocupe y se ponga nerviosa constantemente. Ya que la cistitis no es mucho, pero a veces cambia la calidad de la vida para empeorar, creando varios problemas en todas las esferas de la vida.

Naturaleza del dolor

Como ya se mencionó, un síntoma común de la enfermedad es el dolor en la parte inferior del abdomen y en el perineo.

La intensidad del dolor puede ser diferente. En alrededor del 10% de los casos, la cistitis es indolora. Sólo se puede sentir una ligera molestia y dolor, que a menudo se ignora. El dolor a menudo se extiende hacia la espalda y el paciente puede tener la impresión de que le duele la espalda. A menudo, el dolor se acompaña de síntomas como dolor de cabeza, fatiga, fiebre.

Los médicos consideran el dolor y la intoxicación como un solo síntoma complejo. Sin embargo, con una inmunidad debilitada, la fiebre y otros síntomas de intoxicación pueden no serlo.

Presencia de sangre en la orina.

A veces se encuentra sangre en la orina. La orina puede adquirir un tinte rosa pálido y ladrillo. A menudo, la sangre en la orina indica una lesión viral de la membrana mucosa del tracto urinario.

Cuando la hematuria, los médicos consideran dos variantes de la enfermedad: aguda y complicada. En este caso, se realiza un diagnóstico exhaustivo para determinar el tipo de cistitis y la designación de un régimen de tratamiento adicional para la enfermedad.

Diagnósticos

El diagnóstico primario incluye una inspección in situ de los especialistas relevantes: urólogo, nefrólogo y ginecólogo. Los expertos se dedican a recoger la anamnesis y establecer las posibles causas de la aparición de la enfermedad.

Al tomar el historial, los médicos son especialmente cuidadosos con los factores de riesgo:

  1. Hipotermia
  2. Relaciones sexuales sin protección,
  3. Medicamentos tomados
  4. Estrés emocional excesivo
  5. La presencia de comorbilidades y patologías (en el campo de los órganos pélvicos en primer lugar).

Las pruebas de laboratorio incluyen:

  1. Una prueba de orina para los cultivos de acuerdo con Nechyporenko. Ayuda a identificar el patógeno.
  2. Análisis de orina completos. Los eritrocitos, los leucocitos y las proteínas se detectan en la orina, la orina en sí es turbia y puede mezclarse con sangre o pus. Con una forma hemorrágica de la enfermedad, la orina es de color rosa.
  3. Conteo sanguíneo completo. En general, de acuerdo con los resultados, una imagen del proceso inflamatorio está tomando forma, posiblemente un aumento en la VSG, leucocitosis. Sin embargo, puede que no haya cambios en la sangre. El hemograma completo muestra si hay enfermedades más peligrosas que se "enmascaran" como cistitis: oncología, etc.

Entre los métodos instrumentales se utilizan dos principales:

  1. Ecografía de la vejiga. Le permite identificar cambios orgánicos por el cuerpo.
  2. Uretroscopia y cistoscopia. Los exámenes endoscópicos se dirigen a la inspección visual del estado de las membranas mucosas de la uretra y la vejiga. A pesar de la incomodidad durante estos procedimientos, su contenido de información es extremadamente alto.

¿Por qué el proceso inflamatorio afecta más a las mujeres que a los hombres?

Los casos de cistitis se diagnostican principalmente en mujeres, aunque ni los hombres ni los niños tienen seguro contra ellas. Esto no tiene nada que ver con el hecho de que el cuerpo de la bella mitad de la humanidad es peor para hacer frente a una influencia externa negativa o más débil. La razón de todo son las peculiaridades de la estructura y la fisiología del cuerpo femenino, la especificidad de su actividad vital.

Para comprender por qué la cistitis es más común en las mujeres, solo es necesario evaluar las características estructurales de su sistema genitourinario. Un volumen de vejiga más pequeño hace que las mujeres vayan al baño con más frecuencia. Muchas mujeres, debido a los aspectos específicos de la actividad o incluso por alguna razón, intentan resistir y no hacer frente a las necesidades naturales en el momento adecuado, lo que provoca el estancamiento.

En algunas situaciones, su uso es conveniente y apropiado, pero no lo convierta en un sistema. Estos accesorios son una forma directa de transferir la microflora agresiva a los tejidos sensibles de la vejiga.

Cómo tratar la cistitis: una lista de medicamentos

La mayoría de las veces, cuando se elabora un esquema para tratar una enfermedad en mujeres, los médicos necesariamente incluyen en el proceso terapéutico medicamentos como los uroantisépticos (antibióticos) y los medicamentos antiinflamatorios. Este tratamiento le permite deshacerse rápidamente de los síntomas de la cistitis y superar la infección.

1) Analgésicos y antiespasmódicos para el tratamiento sintomático, eliminarán los espasmos y contribuirán a la reducción del tono muscular liso de la vejiga:

  1. No-spa - 120-240 mg por día en 2-3 dosis,
  2. Papaverina - 40-60 mg 3-4 veces al día,

2) Cuando el diagnóstico se confirma y ya es conocido por la mujer, se prescriben antibióticos para el tratamiento etiotrópico:

  1. Monural - 3 mg una vez, 2 horas después de una comida,
  2. Nolitsin - 1 tableta 2 veces al día, durante 3 días,
  3. Biseptol - 2 tabletas 2 veces al día, por 3 días,

3) Las preparaciones de hierbas también ayudan a reducir los espasmos y el dolor:

  1. Cistona - 2 tabletas 2 veces al día,
  2. Canephron - 50 gotas 3 veces al día, diluidas en una pequeña cantidad de agua,
  3. Spasmotsistenal: hasta 10 gotas 3 veces al día, diluidas en una pequeña cantidad de agua,
  4. Fitolizin - 1 cucharadita. La pasta se disuelve en 1/2 taza de agua dulce tibia, tome 3-4 veces al día después de las comidas.

La elección de un fármaco adecuado para la cistitis, la determinación de su dosis única, el orden de administración y la duración del tratamiento deben ser competencia exclusiva del médico. El autotratamiento no solo no es propicio para una recuperación rápida, sino que también conlleva el desarrollo de complicaciones graves de la enfermedad.

En la forma recurrente de la enfermedad, además de la terapia etiotrópica y sintomática mencionada anteriormente, se indican instilaciones vesicales, iontoforesis intravesical, UHF, inductotermia, terapia láser magnética y terapia magnética. Si se diagnostica cistitis recurrente en una mujer en la menopausia, se recomienda la aplicación intravaginal o periuretral de cremas que contengan estrógeno. Con el desarrollo de hiperplasia de cuello de vejiga basta, se utiliza la resección transuretral - RTU de la vejiga.

Es la droga más común y moderna en la lucha contra esta enfermedad. Tiene una alta actividad bactericida contra prácticamente todo el espectro de microorganismos patógenos.

El ingrediente activo de la droga es fosfomicina trometamol. Es absolutamente seguro para su uso incluso en mujeres embarazadas y niños. Al mismo tiempo, 1 paquete es suficiente una vez al día para resolver problemas de salud. Es por eso que cuando las mujeres tienen una pregunta sobre cómo tratar la cistitis, eligen Monural entre una variedad de medicamentos (consulte las instrucciones de uso).

¿Qué hacer en casa?

Además del tratamiento principal, siga las reglas simples en casa. Esto ayudará a deshacerse de la enfermedad más rápido.

  1. Es muy deseable durante una exacerbación observar el reposo en cama. Es necesario acostarse debajo de una manta caliente con una almohadilla térmica en la parte inferior del abdomen.
  2. Cómo beber más. Las bebidas de arándanos, arándanos rojos y arándanos son muy bienvenidas.
  3. En cuanto a los alimentos, entonces debe limitar la ingesta de alimentos, que contienen un alto nivel de calcio. Puede ser leche, yogur, queso.
  4. La medicina herbaria es más efectiva en la forma de tarifas, la farmacia siempre ofrecerá productos confeccionados. Puede preparar hierbas usted mismo, o puede usar píldoras (Cyston, Canephron), gotas (Spasmotsistenal) o pasta (Fitolisina); esto no es más que preparaciones a base de hierbas, solo "compactas".

Pero en cualquier caso, los fármacos antibacterianos son necesarios en el tratamiento de la infección.

Nutrición para la cistitis.

Con la cistitis, las mujeres necesitan seguir cierta dieta. El uso de bebidas con cafeína o alcohol es inaceptable, ya que pueden empeorar dramáticamente el curso de la enfermedad.

Para la prevención de la enfermedad se recomienda tomar jugo de arándano. Contiene ácido hipúrico, que evita la unión de bacterias a la membrana mucosa de la vejiga. También es muy útil agregar arándanos al yogur.

En casos estándar, con síntomas típicos y tratamiento oportuno, la cistitis aguda en las mujeres pasa rápidamente; la tarea principal en este caso es prevenir la transición del proceso agudo a la forma crónica.

Dado que la cistitis crónica puede elevarse más, se inicia la inflamación en los riñones. Si la orina infectada entra en los uréteres, entonces es posible su inflamación purulenta, así como los signos de pielonefritis. Con la cistitis, pueden comenzar lesiones más graves, por ejemplo, nefritis apostemática e incluso perirrefritis, es decir, inflamación de la celulosa pararrenal.

Causas fisiológicas de la inflamación de la vejiga.

Una enfermedad que se caracteriza por el desarrollo de una reacción inflamatoria en el epitelio que recubre la vejiga puede representarse por diversas formas y tipos de dolencias. Dependiendo de la cistitis crónica o aguda de una mujer, las causas de la enfermedad pueden variar. En el primer caso, solo un factor juega un papel crucial: ignorar la fase aguda de la enfermedad o su tratamiento incorrecto.

La causa más común del tipo de cistitis es la penetración del patógeno infeccioso en la cavidad de la vejiga. El patógeno se fija en la membrana mucosa, comienza a multiplicarse activamente y libera toxinas, causando un cambio en la textura de los tejidos en la superficie del órgano. Vale la pena considerar que, solo para el desarrollo de la patología, la presencia de microbios patógenos no siempre es suficiente.

Después de identificar la cistitis, es necesario entender de dónde proviene y solo así proceder al tratamiento.

Si la causa del problema no se resuelve, el proceso inflamatorio regresará con una constancia envidiable.

Después de algún tiempo, se convertirá en una forma crónica desatendida, que no es tan fácil de eliminar.

En algunas situaciones, la aparición de cistitis es el resultado de la influencia en el cuerpo femenino de factores cuya acción difícilmente puede llamarse patológica. Algunos de ellos ni siquiera se pueden cancelar. En este caso, solo queda esperar hasta que se detenga su influencia o realizar ajustes en la vida habitual.

Incluso tales causas de cistitis no deben ser ignoradas. No solo son una fuente de sensaciones desagradables que ocurren con una envidiable regularidad, sino que también pueden provocar problemas más serios.

Con mucha más frecuencia, la aparición de cistitis es una consecuencia de enfermedades que ya existen en el cuerpo, el incumplimiento de la dieta o la exposición a factores externos. Algunos de ellos actúan sobre el cuerpo durante mucho tiempo. Otros pueden provocar la enfermedad en muy poco tiempo. Si trata la cistitis, sin tener en cuenta estos momentos, el riesgo de complicaciones y la transición de la enfermedad a la fase crónica aumentan notablemente.

Estos son los puntos principales que pueden causar cistitis en niñas y mujeres:

  1. Enfermedades infecciosas del sistema genitourinario. Los patógenos que estimulan estos procesos pueden moverse a la mucosa de la vejiga. Риск того, что микробы перейдут с эпителия влагалища или спустятся из почек, пораженных болезнью, одинакового высок. Особую опасность представляют агенты, лежащие в основе венерических заболеваний.
  2. Снижение иммунной защиты. La avitaminosis y la inmunodeficiencia conducen al hecho de que incluso aquellas bacterias a las que el cuerpo no ha reaccionado antes comienzan a suponer una amenaza para ella. En tales condiciones, incluso los hongos patógenos pueden provocar cistitis infecciosa.
  3. La presencia de una fuente de infección. Hay casos frecuentes en los que los síntomas de cistitis en mujeres aparecieron en el fondo de sinusitis, forúnculos, abscesos y otras enfermedades asociadas con la presencia de un proceso de infección local. Los patógenos pueden entrar en la mucosa de la vejiga con sangre o linfa, por lo que incluso los dientes cariados se consideran un factor de riesgo.
  4. Congestión en la pelvis. El rechazo de la actividad física y un estilo de vida sedentario conducen al hecho de que se produce un estancamiento de la sangre en la pelvis pequeña y orina en la vejiga. El cuerpo comienza a experimentar una falta de oxígeno y nutrientes, los procesos metabólicos en él disminuyen. Los tejidos comienzan a envenenarse literalmente con sus propias toxinas, lo que provoca el desarrollo de la inflamación.
  5. Violación de las condiciones de esterilidad durante los procedimientos. Una visita a un ginecólogo o venereólogo también puede causar una infección de los órganos del sistema urogenital si el médico utiliza instrumentos no estériles durante el examen o el proceso de manipulación.
  6. Nutrición inadecuada. El uso de alimentos salados, fritos, ahumados y grasos en grandes cantidades provoca disfunciones en el trabajo de los órganos internos. Esto provoca el estancamiento del líquido en los tejidos y la producción activa de toxinas por parte del cuerpo. Con un rico sabor a los alimentos con especias, las personas aumentan el riesgo de que los ingredientes agresivos irriten la membrana mucosa de la vejiga.
  7. Piedras en el riñón. Un antecedente de urolitiasis también es un factor de riesgo, ya que pequeñas piedras y arena pueden penetrar a través de los uréteres hacia la cavidad de la vejiga, donde sus paredes comenzarán a irritarse. En este caso, la presencia de microbios ni siquiera es necesaria para provocar inflamación.
  8. Realización de radioterapia. Estos procesos reducen la funcionalidad de los órganos internos y cambian los procesos fisiológicos. Según las estadísticas, la cistitis, como consecuencia de la exposición a la radiación de los órganos pélvicos, se observa en el 20% de los pacientes.

Es imperativo averiguar por qué se produce la cistitis, ya que puede ser solo una de las manifestaciones de un proceso patológico grave. Algunas veces, el líquido estancado en la vejiga es desencadenado por un tumor benigno o maligno. En este caso, las medidas terapéuticas mostrarán su efectividad solo después de la extirpación del tumor.

En primer lugar, la causa de la enfermedad es una enfermedad tratada de forma incompleta o descuidada de los riñones, la vejiga, todo el sistema excretor en su totalidad. En este caso, también hay infecciones venéreas. Dado que las mujeres tienen una vagina corta, es fácil que las bacterias entren en la vejiga y comiencen a diseminarse allí. Estas son las principales causas de cistitis en las mujeres.

En algunos casos, la enfermedad se desarrolla debido a un lavado inadecuado. La infección del recto se lleva a la vejiga. Esto puede ocurrir si ya existe una infección renal, por ejemplo, pielonefritis. En este caso, la infección entra en la vejiga junto con el flujo de orina durante la micción.

En algunos casos, la causa de la enfermedad puede ser hipotermia banal. Los médicos dicen que basta con sentarse en el invierno sobre una superficie fría durante solo media hora, y la enfermedad ya estará disponible. Esto también incluye ropa ligera fuera de temporada, nadar en estanques cuando hace frío.

A veces la cistitis se puede ganar con la privación de la virginidad. El himen se abre paso, la microflora vaginal entra por primera vez en la vejiga y aún no está adaptada a ella.

Las inflamaciones en las mujeres aparecen en el fondo del estrés nervioso constante, la ansiedad, el trabajo continuo y la falta crónica de sueño.

Con un estilo de vida sedentario, existe un mayor riesgo de desarrollar cistitis.

La razón puede ser la comida equivocada. No se involucre en los alimentos salados, ya que, tarde o temprano, puede provocar una inflamación de la vejiga. Se debe alertar especialmente si la necesidad de orinar es demasiado frecuente, pero la sensación de plenitud se mantiene incluso después de ir al baño. Esto puede ser señalado por el olor peculiar de la orina, algo que se asemeja al olor del pescado.

Si la cistitis no se trata y trata de no prestar atención a sus síntomas, su próxima forma se desarrollará cuando aparezca sangre en la orina. Esto sugiere que los vasos de la vejiga están dañados.

La infección ocurre cuando una mujer usa ropa interior sintética muy a menudo o permanentemente, lo que no permite que el cuerpo respire.

El sexo indiscriminado puede provocar cistitis tanto en mujeres como en hombres. De ellos, también, deben abstenerse, y para que el sexo encuentre una sola pareja o pareja.

Si una mujer no observa micción y por alguna razón sufre, entonces este comportamiento puede conducir a una cistitis, ya que la infección se introduce en la vejiga desbordada con mucha más frecuencia. Idealmente, una mujer debe ir al baño al menos 5 veces al día. Y en ningún caso no puede ser tolerado, tiene que ir al baño cuando solo quiera, y no cuando ya es insoportable.

La inflamación de la vejiga en las mujeres se considera una patología infecciosa. Los patógenos atrapados en los órganos urinarios pueden causar su forma aguda. La patología puede ocurrir si el cuerpo está expuesto a los efectos negativos de la temperatura alta o baja. Es por eso que el sexo justo es tan importante para no enfriarse demasiado.

Los patógenos de la patología se mueven con gran éxito a través de los vasos que transportan sangre. La infección producida en la vejiga por la lesión, que se encuentra en otras partes del sistema urinario, también provoca la aparición de inflamación.

Factores que contribuyen al desarrollo de la cistitis en mujeres.

El tratamiento de la cistitis en las mujeres no siempre da un resultado positivo rápido y pronunciado, incluso si se elimina la causa. Muy a menudo, esto es el resultado de la influencia en su cuerpo de factores negativos. Muchos de ellos provocan la aparición de recaídas. Algunos incluso pueden ser una causa independiente del inicio del proceso inflamatorio.

Aquí hay algunas cosas que pueden causar cistitis, si hay una predisposición a ella:

  • Hipotermia En sí mismo, no causará enfermedades, pero puede reducir las funciones protectoras del cuerpo hasta tal punto que la inflamación se desarrollará al entrar en contacto con el epitelio de la vejiga, incluso por un patógeno oportunista.
  • La diabetes Cualquier falla en los procesos metabólicos aumenta la probabilidad de cistitis. La disminución de la funcionalidad del páncreas es uno de los factores más frecuentes que causan patología.
  • Incumplimiento del régimen de consumo. La negativa del uso diario de 1,5-2 litros de agua conduce a un aumento de la concentración de orina y su estancamiento en la vejiga. Las personas que beben suficiente líquido enjuagan constantemente el órgano, reduciendo el riesgo de infección.
  • Abuso de alcohol. Conduce a un fallo general de los sistemas corporales, reduciendo la funcionalidad de los vasos sanguíneos que abastecen a los tejidos de la vejiga.
  • Estreñimiento La violación de las heces conduce a la acumulación de toxinas en el cuerpo, lo que puede causar el inicio del proceso inflamatorio incluso sin influencia externa negativa.
  • La menstruación. Algunas mujeres notan que a menudo tienen una exacerbación de la cistitis durante el comienzo del ciclo. Contrariamente a la creencia popular, esto no puede suceder a todas las niñas. Este patrón indica la presencia de problemas en la esfera urogenital u hormonal.

Incluso el estrés crónico y el estado alérgico son considerados por los médicos como factores provocadores. Debe controlar cuidadosamente su estado psicológico y su salud para reducir la probabilidad de desarrollar una enfermedad tan frecuente y desagradable como la cistitis.

Más a menudo, la cistitis puede ocurrir debido a la ingestión de bacterias patógenas de la piel circundante en la uretra. Luego, los microbios se elevan con la corriente de sangre circulante y la linfa hasta la vejiga, causando irritación e inflamación de las paredes mucosas de la misma.

Según la causa de la cistitis, se distinguen los siguientes tipos de enfermedades:

  • bacteriana, causada por patógenos,
  • no bacteriano, en desarrollo debido a la irritación de la membrana mucosa con sustancias químicas o medicinales,
  • primaria, en la que la vejiga se ve afectada por la influencia de los factores anteriores,
  • secundaria, que puede aparecer como resultado de una patología de la vejiga o de los órganos cercanos: adenoma de próstata, estrechamiento de la uretra, urolitiasis.

Para diagnosticar con precisión la enfermedad y prescribir correctamente el tratamiento, el urólogo en ejercicio debe identificar las causas del proceso patológico. Y será útil para cada paciente averiguar de dónde proviene la cistitis.

Según las estadísticas, la inflamación de la vejiga afecta al 75% de las mujeres en el número de pacientes. Es por eso que la cistitis se considera una "enfermedad femenina", que conlleva muchos sentimientos desagradables y complicaciones graves.

Las manifestaciones clínicas de la enfermedad dependen del tipo de patógeno, la localización y la naturaleza del proceso patológico. ¿Qué es la cistitis en las mujeres?

Muy a menudo, la enfermedad se produce debido a:

  • Violaciones de la microflora vaginal.
  • Procesos patológicos en el cuello uterino.
  • enfermedades ginecológicas crónicas
  • nutrición desequilibrada
  • Candidiasis (o candidiasis) de los genitales.

Los microorganismos que conducen a la cistitis pueden entrar en el cuerpo femenino cuando:

  • desfloración (violación de la integridad del himen),
  • examen ginecologico
  • tomando un raspado o un borrón para la investigación,
  • cateterismo

La propagación de la infección contribuye al estrés, al cambio climático, a la inmunidad reducida. Una categoría especial de circunstancias es una violación de las normas higiénicas:

  • falta de orinar,
  • cambio raro de toallas sanitarias durante la menstruación,
  • usar ropa interior sintética ajustada
  • intimidad desprotegida
  • Uso constante de las almohadillas diarias.

Causas del proceso inflamatorio en la vejiga en hombres.

Sabiendo por lo que aparece la cistitis, se puede prevenir la aparición de la enfermedad. Para hacer esto, al menos es necesario excluir la influencia en el cuerpo de los factores negativos ya enumerados. No es tan difícil como parece. Solo es necesario desarrollar ciertos hábitos que eventualmente se convertirán en parte de la vida y no causarán ninguna dificultad.

A veces, con la prevención de la cistitis, no es suficiente para eliminar las causas de la enfermedad, también es necesario prestar atención al aumento de la resistencia del cuerpo a las infecciones. Se debe comenzar no con inmunoestimulantes sintéticos, sino con un cambio en la forma habitual de vida y modo. El sueño saludable, la nutrición adecuada, una larga estadía en el aire fresco y un nivel óptimo de actividad física no son menos importantes que el tratamiento oportuno de las enfermedades y el cumplimiento de las normas de higiene personal.

El paciente quiere ir al baño con demasiada frecuencia, literalmente, cada 15 minutos. Este alivio no se produce y la orina sale en cantidades muy pequeñas. El proceso de micción en una persona enferma se acompaña de dolor y ardor, lo que se explica fácilmente por el hecho de que las paredes de la vejiga están muy inflamadas y cuando se vacía, se tocan entre sí, causando un dolor intenso.

La orina se vuelve turbia, tiene un olor muy fuerte y desagradable, completamente inusual para el olor de la orina. En la etapa inicial de la enfermedad, la persona simplemente siente debilidad en todo el cuerpo y escalofríos, y luego una alta temperatura aumenta, los medicamentos antipiréticos no ayudan o se calientan por un corto tiempo, luego la temperatura vuelve a subir. También puede ir acompañado de náuseas y vómitos.

Existen otras causas de cistitis en las mujeres. El debut sexual temprano en las niñas será un requisito previo para el desarrollo de cambios patológicos. A menudo, los requisitos previos para la manifestación de la patología se encuentran en un abandono de las normas de higiene, el uso de ropa de restricción. Todas las mujeres saben que los síntomas de la cistitis en las mujeres se observan en las primeras semanas de tener un hijo.

Cuando la menopausia, la enfermedad se manifiesta debido a una disminución en la cantidad de estrógeno y la modificación de los tejidos epiteliales de los órganos del sistema urinario. A veces la causa de la cistitis se encuentra en el paciente anciano.

Se puede explicar por qué ocurre la cistitis en casos graves asociados con la oncología: la descarga de orina alterada conduce a su estancamiento e infección.

Los síntomas de inflamación de la vejiga en las mujeres pueden ocurrir debido al estrés prolongado, con estrés emocional. La nutrición irregular, el abuso de la dieta y la corta duración del sueño albergan las causas de la cistitis en las mujeres. La pasión por los alimentos picantes y salados, el alcohol puede provocar la manifestación de la patología.

Los signos de cistitis en las mujeres son inmediatamente perceptibles. El paciente siente una molestia que se produce en la región pélvica, una sensación de ardor durante la descarga de la orina, una sensación de compresión en la parte inferior del abdomen. El número de micci está aumentando, especialmente en la noche. Pero se excreta poca orina. Está nublado, a veces hay escamas, sangre o coágulos purulentos.

Los síntomas de la cistitis en las mujeres dependen de la forma de la patología. Por la naturaleza del curso, los urólogos dividen la cistitis en formas agudas y crónicas. Los signos de patología son pronunciados, si es agudo. Cuando la enfermedad se vuelve crónica, los signos de inflamación se vuelven menos notables, pero ahora existe una amenaza de complicaciones graves. Incluso la más mínima hipotermia causará una recaída de la enfermedad.

En este caso, se producen comorbilidades. Esto puede ser pielonefritis, absceso renal.

El tratamiento de la cistitis en mujeres de cualquier edad es de gran interés. Cada dama está interesada en encontrar un remedio eficaz que pueda curar la patología. A menudo, el sexo justo trata de tratar la dolencia por su cuenta, no busque una cita con un especialista experimentado.

Para deshacerse del dolor al orinar, los enfermos comienzan a tomar analgésicos y antiespasmódicos. Mucha gente como No-shpa. Elimina los calambres y reduce el dolor. Pero el medicamento no puede destruir el patógeno que causa la enfermedad y la urea continúa inflamándose.

  • Anatomía de los genitales. Ubicados cerca del ano, los genitales femeninos son altamente susceptibles a la infección, especialmente la E. coli. Al penetrar en el sistema urinario, las bacterias causan inflamación y contribuyen al desarrollo de la cistitis.
  • Hipotermia No importa cuán trillado, pero es la causa más común de la enfermedad. Esto suele suceder debido a la renuencia a sacrificar la belleza por el bien de la salud. Las mallas finas, los zapatos ligeros y las faldas cortas en climas fríos son perjudiciales y contribuyen a la aparición de cistitis. Sin embargo, la hipotermia también es posible en climas cálidos, por ejemplo, al permanecer en una habitación acondicionada durante un período prolongado, mientras se nada en un estanque. Por lo tanto, debes estar atento a tus sentimientos y evitar la hipotermia.
  • Relación sexual La vida sexual activa también puede causar cistitis. La razón de esto puede ser el microtrauma, obtenido durante las relaciones sexuales (especialmente a menudo esto sucede con la desfloración), las infecciones de transmisión sexual (gonorrea, clamidia y otras) y simplemente el incumplimiento de la higiene personal.
  • Procesos inflamatorios y enfermedades "femeninas". Las violaciones de la microflora de los órganos genitales femeninos, el útero y el canal urinario también pueden causar la penetración de la infección en el sistema urinario, lo que posteriormente conduce a la enfermedad de la cistitis.
  • El embarazo Durante el embarazo, la microflora vaginal cambia, volviéndose más vulnerable a las infecciones. Además, en las etapas posteriores, el feto ejerce presión sobre los órganos internos, incluida la vejiga, lo que provoca el estancamiento de la orina y la creación de un entorno favorable para las bacterias.
  • Clímax Los cambios en los niveles hormonales, reduciendo la cantidad de estrógeno también simplifican la propagación de bacterias y hacen que una mujer sea más vulnerable a la cistitis.
  • Esterilidad insuficiente durante los procedimientos médicos (tomar un frotis en una recepción en el ginecólogo, instalar un catéter urinario).
  • Bajando la vejiga. A menudo ocurre después del parto y en mujeres mayores.
  • Enfermedades de los riñones y el sistema urinario, por ejemplo, pielonefritis, tuberculosis renal, cálculos renales o en la vejiga, y otros.
  • Desnutrición, abuso de alimentos salados y picantes, ingesta insuficiente de agua.
  • Ropa ajustada y ajustada, así como ropa interior que ejerza presión sobre los órganos pélvicos.
  • El estres
  • Estilo de vida sedentario.

Dependiendo de los síntomas y la condición del cuerpo, los médicos pueden prescribir diferentes tipos de tratamiento. No es necesario ir al hospital. Con el cuidado adecuado y tomando los medicamentos necesarios, la enfermedad puede ser derrotada en el hogar.

Lo más importante: no correr y ante los primeros signos negativos consultaremos a un médico.

Después de la infección, hay dolor en el abdomen y la micción se vuelve más frecuente. Con el tiempo, los períodos entre las visitas al baño se reducen a un par de decenas de minutos. Si no comienza el tratamiento, la micción se vuelve difícil y muy dolorosa.

Сегодня медикаментозное лечение имеет хороший эффект. Современные препараты для лечения цистита у женщин при соблюдении дозировки хорошо борются с бактерией. Главное сразу начать лечение после диагностирования формы цистита.

Además del tratamiento con antibióticos, los expertos recomiendan beber más líquidos, eliminar los alimentos picantes de la dieta y pasar el mayor tiempo posible en una cama caliente. Si la cistitis es una enfermedad concomitante o una consecuencia de una enfermedad más grave, todos los esfuerzos deben dirigirse a la recuperación completa. La supervisión del médico en este caso es simplemente necesaria.

La cistitis después de la forma aguda puede tomar una forma crónica. Esto se puede notar cuando los síntomas reaparecen después de unos meses. Examen exhaustivo y toma de complejos vitamínicos: estos son los primeros pasos para una recuperación completa.

¿Qué drogas tratan la enfermedad?

Hoy en día, es muy importante curar la cistitis por completo y no permitir que se convierta en una forma crónica. Recomendamos no confiar en los remedios populares, sino dar preferencia al tratamiento farmacológico. Cómo tratar la cistitis en las mujeres, qué antibióticos tomar y cuánto tiempo tomarlos, estas preguntas interesan a muchas mujeres.

Por lo general, los médicos recetan los siguientes medicamentos:

  1. Monural - un uroantiséptico excelente, que se utiliza en la forma aguda. Está hecho sobre la base de ácido fosfórico y suprime bien el área afectada,
  2. Nolitsin - un fármaco eficaz contra los microbios, generalmente se prescribe junto con ofloxacina,
  3. Furagin - un fármaco de amplio espectro, alivia el proceso inflamatorio del sistema urogenital,
  4. Palin - serie de antibióticos de quinolona,
  5. Rulid es una droga semisintética, también se prescribe contra infecciones urogenitales.

Cada antibiótico está dirigido a un tipo específico de infección. Se prescriben después de una definición precisa del agente causal. Aunque los principales síntomas de la cistitis en las mujeres son aproximadamente los mismos, los tipos de bacterias y las formas de combatir esta enfermedad son diferentes.

Remedios y métodos populares

Las infusiones y los tés especiales ayudarán a aliviar los síntomas dolorosos y las inflamaciones. Están hechos de hierbas y otros ingredientes útiles. Los médicos también recomiendan usar botellas de agua caliente y baños especiales.

Té negro y lima dará un buen efecto. Un par de gotas de urolesana con azúcar aliviarán el dolor. Puede utilizar una almohadilla térmica caliente, debe colocarse entre las piernas y acostarse.

Algunos curanderos tradicionales aconsejan hacer un baño de leche caliente para calentar las piernas. El procedimiento puede repetirse varias veces, calentando la leche después del enfriamiento. Basta con 3 litros de leche, cuanto más caliente esté el baño, mejor.

Características de la cistitis en mujeres durante el embarazo y la menopausia.

  • Cambios en los niveles hormonales y microflora de las membranas mucosas.
  • La opresión de las defensas: hace que el cuerpo femenino sea muy vulnerable a las infecciones.
  • un útero en crecimiento que comprime la vejiga, lo que altera el flujo normal de orina y causa la multiplicación de bacterias patógenas.

A cierta edad, todas las mujeres tienen menopausia (o menopausia), la ausencia de menstruación. Este período se debe a la extinción de la función reproductiva y la falta de hormonas sexuales (estrógenos). En ausencia de un ciclo mensual regular, el bienestar general de la mujer se deteriora y se observa lo siguiente:

  • mareas
  • Violación de la actividad funcional de la vejiga.
  • problemas urinarios
  • Irritación de la zona uretral.

Estos factores también contribuyen al desarrollo de un proceso inflamatorio en la vejiga.

La cistitis puede comenzar inesperadamente y causar muchas patologías que afectan negativamente al cuerpo humano. Es por eso que, cuando aparecen los signos de un problema de vejiga, una necesidad urgente es consultar a un especialista, un ginecólogo o un urólogo, que puede determinar las causas de la enfermedad y prescribir un tratamiento racional.

Síntomas de la patología en la mujer.

Los síntomas de la cistitis suelen ser difíciles de pasar por alto. Estos incluyen:

  • micción frecuente (hasta varias veces por hora),
  • dolor, ardor detrás del pubis y un poco más alto,
  • disminución del volumen de orina,
  • dolor, dolor al orinar,
  • la orina se vuelve turbia, tiene un olor muy desagradable,
  • fiebre y malestar general,
  • A veces incontinencia urinaria.

Ante la presencia de tales síntomas debe consultar inmediatamente a un médico, ya que La automedicación puede llevar al desarrollo de cistitis crónica.

Esta enfermedad pertenece a dos áreas de la medicina: ginecología y urología.

Un ginecólogo diagnostica la cistitis, porque la causa que la causa es a menudo ginecológica.

Sin embargo, a veces para el diagnóstico, puede ponerse en contacto con el terapeuta. Para determinar con precisión la causa de la enfermedad, debe pasar una prueba de orina. Después de eso, el urólogo puede prescribir un curso de tratamiento requerido en un caso particular.

Los síntomas de la cistitis en las mujeres aparecen en forma brillante en presencia de una forma aguda de la enfermedad, que se produce como resultado de la exposición a varios factores al mismo tiempo. Para el tipo crónico se caracteriza por síntomas leves que son casi invisibles. ¿Cómo se manifiesta la cistitis? Para la enfermedad se caracteriza por la aparición de síntomas comunes, incluyendo fiebre, debilidad, náuseas, vómitos y escalofríos. Con la cistitis en las mujeres, existen signos específicos tales como:

  • la necesidad frecuente de orinar, a veces con un carácter falso,
  • con cistitis, duele la parte inferior del abdomen, y hay dolores cortantes y ardientes en la parte inferior del abdomen, especialmente cuando se orinan cuando se jala en esta área,
  • descarga se convierte en sombra fangosa, pueden manifestar coágulos purulentos y escamas,
  • la orina tiene un olor desagradable
  • Puede ocurrir hematuria (impurezas de la sangre en la secreción),
  • Sensaciones de vaciado parcial de la burbuja del líquido.
  • a veces hay un dolor persistente en la zona lumbar o renal en caso de progresión de la enfermedad,
  • Debido al curso prolongado de la enfermedad en un paciente con edad, es posible la aparición de enuresis, incontinencia urinaria.

Características del tratamiento de la cistitis aguda.

Pocos antibióticos para las mujeres con cistitis tienen un amplio espectro de acción. Por lo general, están dirigidos sólo a la destrucción de una infección bacteriana. Por lo tanto, una serie de remedios populares para aliviar los síntomas se encuentran en las recetas de los especialistas. Con todas las recomendaciones y el reposo en cama, la enfermedad retrocederá rápidamente.

En algunos casos, la forma habitual puede complicarse por otras comorbilidades. Puede aparecer sangre durante la micción, inflamación de los órganos vecinos y otros síntomas desagradables. En estos casos, las velas se usan para la cistitis en mujeres que calientan bien el área afectada.

Terapia de la enfermedad

Para el tratamiento de la cistitis no se requiere hospitalización. Dependiendo de la condición del paciente, el médico espera los resultados de las pruebas para recetar medicamentos, o prescribe antibióticos de amplio espectro y, luego de recibir los resultados, corrige el curso del tratamiento.

Además de los antibióticos, a veces se recomiendan analgésicos, pero solo un médico debe hacer esto.

Para lograr el mejor resultado, una mujer debe estar caliente durante varios días, beber más líquidos y eliminar temporalmente los alimentos salados y picantes de la dieta.

Como regla general, el efecto positivo es notable unos pocos días después del inicio del tratamiento. Si la mejora no se produce, debe consultar de nuevo a un médico.

Posibles complicaciones de la enfermedad.

El frío de la vejiga en las mujeres desaparece literalmente dentro de una semana si el paciente comienza a curarse adecuadamente. Pero si no se trata la cistitis en mujeres de edad, aparecen complicaciones, una de las cuales es la pielonefritis. Cuando la enfermedad se propaga a las capas musculares del órgano, aparece la forma intersticial. En casos severos, el órgano puede romperse, lo que resulta en peritonitis.

Prevención de la cistitis en mujeres.

Para evitar una enfermedad tan desagradable, deberás seguir una serie de reglas muy simples. En primer lugar, debe revisar su actitud hacia la higiene personal, si antes no se había observado cuidadosamente. Esto se aplica tanto a hombres como a mujeres. Necesitas lavarte al menos 1 vez al día, debes cambiar tu ropa interior regularmente. La ropa interior sintética se cambia mejor al algodón.

En cuanto a las mujeres, para mantener la higiene personal durante los días críticos es necesario tener más cuidado, lavarse con más frecuencia que una vez al día. Cuando se lava, es imposible evitar que la infección del ano caiga dentro de la vagina. Es necesario limpiar adecuadamente después de un acto de defecación.

No puede participar en relaciones sexuales promiscuas, y si esto sucede, entonces necesita usar condones, solo ellos ayudarán a evitar tanto el embarazo no deseado como la infección. La pareja sexual debe ser la única. Si una pareja practica el sexo anal, entonces no puede pasar inmediatamente al sexo vaginal, y si tiene ese deseo, debe cumplir con las normas de higiene necesarias, y solo entonces participar en el sexo vaginal.

En invierno, debes vestirte con cuidado, no llevar jeans o pantimedias demasiado ligeros, no importa lo bonitos y a la moda que estén. No nadar en aguas frías. En cuanto a aquellas personas que llevan un estilo de vida sedentario, tendrán que diversificarlo. Por supuesto, es muy difícil hacer esto si está directamente relacionado con el trabajo, si es sedentario. Pero aún así, es necesario organizar un breve descanso para caminar en el aire fresco.

Al conocer las causas de la cistitis en las mujeres, puede protegerse de la enfermedad. Siga estas sencillas reglas de prevención, y la enfermedad no le afectará.

Las medidas preventivas son importantes. Las mujeres no deben olvidarse de los efectos dañinos de la hipotermia en el cuerpo. Es necesario intentar no sufrir un cambio brusco de temperatura, en el período frío del año las piernas deben mantenerse calientes. Una regla importante para todas las mujeres: en cualquier época del año, la cintura debe protegerse del frío y las ráfagas de viento.

Evita la enfermedad siguiendo simples consejos:

  • Cuidado con la higiene personal. Esto incluye la regularidad de los procedimientos de higiene y la selección cuidadosa de los productos de cuidado personal. Es especialmente importante cumplir con esta regla durante la menstruación y después del coito.
  • Trate de evitar la ropa de cama y la ropa apretada. La presión sobre los órganos en la región pélvica puede llevar a una mala circulación sanguínea y al desarrollo de cistitis, por lo que no debe abusar del uso de partes demasiado ajustadas del inodoro.
  • Evitar la hipotermia. Esto se aplica no solo a la temporada de invierno, sino también al período de vacaciones cuando nadar en agua fría puede provocar cistitis.
  • Beba más líquidos, especialmente agua o jugos. Agregue verduras y frutas frescas a su dieta para evitar problemas en el funcionamiento del tracto gastrointestinal.
  • No llene en exceso la vejiga, vacíelo de manera oportuna.
  • No permita que las enfermedades del sistema urinario se desvíen para prevenir la propagación de la infección.

La salud de la mujer es muy frágil, por lo que es importante tratarse con cuidado y con su cuerpo. El cumplimiento de medidas preventivas simples reduce significativamente la probabilidad de desarrollar cistitis.

Bueno, si la enfermedad aún lo sobrepasó, debe consultar de inmediato a un médico, no permitiendo que la restricción agrave su condición. El tratamiento adecuado y oportuno ayudará a evitar muchas consecuencias desagradables y a mantener la salud.

Prevención de la enfermedad después del coito.

Si, después del coito, la cistitis en las mujeres se agrava constantemente, es necesario consultar a un médico para obtener recomendaciones sobre medidas preventivas. Los expertos aconsejan después del sexo usar un antibiótico o sulfonamida. El uso de esto aumenta la posibilidad de evitar la infección, pero no implica la aparición de consecuencias desagradables, lo que ocurre en casos de antibióticos a largo plazo.

Mira el video: El sexo puede ocasionar cistitis? (Agosto 2020).

Pin
Send
Share
Send
Send